¿Quién odia a los homosexuales?

¿Quién odia a los homosexuales?

dimarts 13 de juny 2017 - 20:00 a divendres 06 de desembre 3512 - 19:30

(Como siempre, no hay manera de adjuntar imágenes, aunque se ajusten al formato. Además, se diría que el programa de edición está diseñado para dificultar todo lo posible la publicación de artículos. En consecuencia, les dejo un vídeo sobre el cultivo casero de cacahuetes)

https://www.youtube.com/watch?v=qvpy3abq7R0

A ver si con este artículo acabo de una vez con el misal de la  genética evolutiva, y empiezo a examinar a los homos. Todo bicho es portador de la mitad de los genes de su papi y la otra mitad de los de la mami. La diferente expresión (materialización) de unos u otros explica que un ninio se parezca mucho al abuelito Anselmo o a la mami. Y si el bebé es negro, de padres blancos, no pasa nada: siempre quedará atribuir el evento a un gen recesivo (que se expresa ahora–color de piel-, cuando hacía ya muchas generaciones que no se manifestaba). Gen que combinaría perfectamente con la cornamenta del papi.

La diferencia a unas personas de otras es tan solo el 0,2% del ADN. Otra patada en las partes innobles de los racistas y demás chusma. Hace unos días, leía en La Contra de La Vanguardia las declaraciones de una antropóloga, de cuyo nombre no consigo acordarme, en las que afirmaba que lo de las razas en los humanos no tenía base científica. Lo cual es correcto. En consecuencia, los racistas, amén de cretinos, defienden ideas falsas. Es curioso: siendo como somos  una boñiga seca de cucaracha, que vive en una región remota y pueblerina del Universo, hay tipos que quieren ser más boñigas que los demás. El ser humano nunca dejará de sorprenderme, y de amargarme la vida. Somos demasiado iguales todos los humanos como para ver superioridad evolutiva y adaptativa en unos tipos en relación con otros.

Hace unos años, lo he dejado dicho por ahí, un científico british se sometió a un análisis de genoma para ver de qué grupos étnicos descendía. Resultados: tenía más afinidad genética con ciertas etnias congoleñas que con las anglosajonas de pura cepa. Así que nada de memeces .Lamentablemente para los racistas, todos los sapiens-sapiens del mundo mundial somos demasiado parecidos como para dividirnos en grandes grupos genéticos muy diferenciados. El genoma de todos los individuos es muuuuuy parecido, casi igual. La diferencia genética entre un masái y un lord inglés es del 0’2% de su genoma. Es decir, calderilla. Y, en consecuencia, las diferencias son ante todo culturales, que no biológicas. ¿Sí, se entiende? A ver si con un ejemplo, consigo explicarlo mejor: en los fantásticos perros –que forman una especie-, sí que se puede hablar de razas ya que unos son muy diferentes de otros. Verbigracia: un gran danés y un chihuahua; ahí sí que la biología se ha empleado a fondo.  En cambio, entre ese simpático masái y el cervecero lord inglés apenas hay diferencias genéticas.

Los racistas pretenden que, y continúo con el ejemplo, los masáis son inferiores a los ingleses porque genéticamente son inferiores, como demuestra su muy diferente grado de desarrollo, ¡y el color de la piel! Ahí está la trampa: hacen pasar por genético lo que solo es cultural. Ítem más: hace 5.000 años, los europeos (incluidos los ancestros de los lores), comíamos mierda de vaca y sobrevivíamos con una tecnología muy rudimentaria. En cambio, en esas fechas, en el Próximo Oriente, en Egipto, en la India, en ​China… se desarrollaban grandes civilizaciones. ¡Y su piel no era blanca! Pues, eso: cultura, no natura. ¡Ah!, y la agricultura, la ganadería y demás, gran revolución al canto, vino de esas zonas; no la inventamos nosotros. Así que… Caña al mono: todos los tipos del mundo mundial descendemos de otros tipos, negros, que salieron de África hace unos 75.000 tacos y colonizaron todo el planeta.

Antes de finalizar este  rollo de la genética, quisiera referirme a un asunto ciertamente interesante: ¿la homosexualidad es genética o cultural? ¿El homosexual nace o se hace? Casi nada. Intentaré despejar esa incógnita más adelante. Ahora solo me interesa ver su relación con el racismo. Por supuesto, los racistas desprecian/odian/acosan a los homosexuales, a los que consideran unos degenerados de la raza superior a la que aquéllos pertenecen. Y a esos degenerados hay que combatirlos/reprimirlos/perseguirlos…. o liquidarlos. Pero hay más: los científicos ​racistas sostienen que los homosexuales son producto de una tara genética, una mutación negativa, malsana e infamante.  Y cuando pueden, se los cargan, como en la Alemania nazi o en ciertos países ​islámicos​. Un encanto, ya se ve.

 Elton John es un tipo con mucho oficio e innegable talento.

https://www.youtube.com/watch?v=-LX7WrHCaUA

Comparteix-ho

Sobre l'autor

Salvador Martínez. Jubilado inquieto y curioso, que se pasea por una de las más apasionantes fronteras del conocimiento humano. Ante notario ha dejado escrita la frase que debe esculpirse en su lápida funeraria: "Aquí yace un tipo que dedicó su vida a comprender este mundo y sus alrededores. Fracasó." Y otra debajo: "Es la primera vez que hago un viaje sin tener ni idea de adónde voy"
Segueix-me :